Canal de Isabel II duplica la arteria que abastece de agua a los vecinos de Brunete

En primavera de este 2017, finalizarán las obras de refuerzo en la arteria Valmayor-Navalcarnero que está llevando a cabo el Canal de Isabel II para cubrir la creciente demanda que existe en municipios como Brunete y aledaños. Con ello, se evitarán las caídas de presión que suelen producirse en verano.

98
Canal de Isabel II duplica la arteria que abastece de agua a los vecinos de Brunete.

Este lunes, el director general del Canal de Isabel II, Rafael Prieto, ha visitado las obras de duplicación de la arteria de agua que suministra a Brunete desde el embalse de Valmayor. Se trata de una tubería de 16 kilómetros de longitud que, una vez finalizada, ampliará la garantía de suministro para los vecinos brunetenses y también para los habitantes en Sevilla la Nueva, Navalcarnero, Villanueva de Perales, Villamanta y Villamantilla. En total, unas 50.000 personas.

La obra comenzó a mediados del año pasado y está previsto que quede completamente finalizada en primavera. Responde a la necesidad de cubrir la creciente demanda de esta zona del suroeste de la Comunidad, que actualmente se abastece desde una tubería de menor diámetro (500 milímetros) y, por tanto, con menor capacidad que la nueva.

En concreto, entre Brunete y Sevilla la Nueva se está instalando una conducción de 1.000 milímetros de diámetro. Desde ese punto y hasta Navalcarnero, el diámetro pasa a ser de 800 milímetros. Esta nueva gran tubería, en la que Canal de Isabel II ha invertido más de 10,1 millones de euros, no sustituye a la actual sino que la refuerza. Así, ambas podrán funcionar de manera simultánea en función de la demanda existente.

Con esto, se evitarán las caídas de presión que se producen en algunas épocas del año, como el verano, cuando aumenta la población flotante en algunos municipios. Además, con ello se permitirá dar servicio a los futuros desarrollos urbanísticos de Brunete.

Compartir