Policía Nacional alerta sobre el fenómeno Pokémon GO, que se expande en nuestros municipios

Comienzan a darse las primeras consecuencias negativas del videojuego de moda entre jóvenes de todas las edades. La app de Niantic para dispositivos móviles invita a explorar sitios de interés de ciudades y pueblos para atrapar Pokémon y, aunque favorezca la actividad física y la cultura, ya ha habido casos de detenidos por introducirse en sitios oficiales de acceso restringido, accidentes...

760

Pokémon GO es un videojuego desarrollado por Niantic en realidad aumentada para dispositivos iOS y Android con las populares criaturas de Nintendo como protagonistas. Su descarga es gratuita, aunque una vez en plena aventura se pueden realizar compras a través de PayPal u otros sistemas de pago.

El objetivo es capturar Pokémon recorriendo escenarios reales y, a medida que uno se desplaza, el smartphone vibra cuando se halla cerca de uno de estos seres. Hay Poképaradas en lugares de interés de todas las partes del mundo, como instalaciones de arte, puntos históricos y monumentos públicos. En ellas es posible recoger Poké Balls y otros objetos.

Aspectos positivos de la realidad aumentada

Pokemon2A pesar de que se ha lanzado a principios de julio de este año, ya son millones los jóvenes de todas las edades que están enganchados a este original juego a escala mundial. Desde niños de 10 años hasta hombres de algo más de 30, todos quieren ser entrenadores Pokémon en esta nueva entrega para teléfonos inteligentes que emplea la tecnología de geolocalización y sensores del terminal —como acelerómetro o el giroscopio— para lograr esa seductora fusión entre lo real y lo virtual.

Una de sus principales virtudes es que obliga al usuario a hacer ejercicio físico recorriendo su ciudad en busca de las mencionadas Poképaradas donde obtener objetos, Gimnasios en los que entablar las luchas o Hábitats donde localizar nuevos monstruitos. Otra ventaja reseñable asociada a la anterior es el aprendizaje del posicionamiento en un mapa (la imagen central del juego), el conocimiento de la ciudad por donde se mueve el jugador y el descubrimiento de los sitios de interés cultural, histórico, institucional… De la misma forma, contribuye a potenciar el trabajo colaborativo. En efecto, además de interactuar con escenarios reales, en la aventura se hace necesario formar equipo con otros entrenadores que pueden ser tanto conocidos físicos como amigos virtuales.

En el lado negativo, varias cosas

PokemonPoliciaNacional
Pincha en la imagen para ampliarla.

Como cualquier moneda, Pokémon GO también tiene dos caras. En el lado negativo empiezan a leerse en los medios de comunicación noticias inquietantes. Sin salir del ámbito nacional, en Barcelona, según el diario on-line Economía Digital, dos japoneses fueron invitados a salir del interior del túnel de la Rovira por los Mossos. Estaban a la caza de Pokémon y no valoraron el peligro que corrían. En Las Rozas, la Guardia Civil ha detenido a dos chicos de cerca de 25 años que irrumpieron en el cuartel siguiendo la pista de estos seres, según ha publicado El Confidencial hoy mismo. En EEUU, El Mundo recogía en el día de hoy sucesos como la caída de dos jugadores por un acantilado, los disparos que un civil efectuó contra dos ‘sospechosos’ que estaban jugando en el interior de un coche aparcado frente a su casa o el caos que se produjo en Central Park con gente corriendo y coches mal estacionados a causa del avistamiento de un legendario.

Está claro que este innovador formato crea adicción y puede absorber al usuario hasta el punto de que no conozca las barreras del mundo físico. Así es, al margen de meterse en sitios inapropiados, el rastreo de Pokémon con la vista fija en el móvil ha llevado a más de uno a sufrir accidentes por no percatarse de la presencia de una valla, un escalón o algo más contundente. Los más irresponsables se aventuran a arrancar la app desde el coche poniéndose en peligro a sí mismos y a los demás. De igual modo, los más enganchados pueden sacrificar horas de sueño, de comida o incluso de trabajo en su tenaz persecución.

Por otro lado, las compras que se efectúan en el juego a través de micropagos no tienen límite y pueden penalizar los bolsillos poco boyantes de los jóvenes.  A ello se suma el elevadísimo consumo de datos que exige el geoposicionamiento para la navegación por el mapa. Por estas y otras cuestiones, la Policía Nacional ha hecho públicos una serie de consejos en su cuenta de Twitter que pretenden poner sensatez en este fenómeno de escala mundial. Podéis leerlos en una de las imágenes adjuntas. En las seis poblaciones que cubre CLaveLocal, el furor que causa este videojuego no es menor.

Hemos podido comprobar que es uno de los temas más recurrentes en los corrillos de jóvenes y en las conversaciones de WhatsApp. No vamos a descubrir gran cosa, solo decir que Valdemorillo dispone de dos Poképaradas y algunos adolescentes cifran en 15 las de Villanueva de la Cañada, por poner un par de ejemplos.

Compartir